Cómo tener calefacción con placas solares

En esos días fríos del año, todos anhelamos tener un hogar cálido y acogedor. Sin embargo, la calefacción a menudo conlleva un alto coste económico y afecta de manera significativa al cambio climático. 

Por esta razón, cada vez más personas buscan soluciones más respetuosas con el entorno. Pero, ¿qué pasaría si te dijéramos que puedes lograrlo de una manera que sea amable con tu bolsillo y el planeta? La respuesta es la calefacción con placas solares, una opción que no solo brinda comodidad, sino que también contribuye a la protección del medio ambiente. 

Funcionamiento de la calefacción con Placas Solares

Se basa en la utilización de la energía solar para calentar el agua que circula a través de un sistema de tuberías dentro de la casa. Los paneles solares fotovoltaicos son responsables de capturar la energía solar y almacenarla en un depósito de agua caliente. Cuando se necesita calor en el hogar, el agua caliente es bombeada a través de las tuberías y se distribuye para calentar los radiadores o el sistema de suelo radiante de la vivienda.

Asegúrate de que sea realizada por profesionales capacitados y que cumpla con los estándares de seguridad. Aquí te dejamos una guía para que sepas cómo escoger a los mejores instaladores.

El Proceso de la Calefacción con Placas Solares

Captación de Energía Solar: Todo comienza con la instalación de paneles solares fotovoltaicos en el techo de tu casa. Estos paneles están diseñados para absorber la energía del sol. Cuando los rayos solares alcanzan los paneles, calientan un líquido que circula por su interior. Por lo general, este líquido es una mezcla de agua y glicol que se calienta gracias a la radiación solar.

Almacenamiento de Energía Caliente: El líquido caliente se bombea hacia un depósito de almacenamiento de agua caliente. Es aquí donde se produce la magia real. En el depósito, el agua se calienta aún más y se mantiene a una temperatura constante. Este proceso asegura que siempre tengas agua caliente disponible cuando la necesites.

Distribución del Calor: Cuando la casa necesita calor, el agua caliente se bombea desde el depósito a través de tuberías que se conectan a radiadores o al sistema de suelo radiante. El agua caliente fluye a través de estos elementos, liberando su calor en el interior de tu hogar y manteniéndolo cálido y acogedor.

Ventajas de tener Calefacción con Placas Solares

La calefacción con placas solares presenta diversas ventajas:

  • Energía limpia y renovable: La calefacción con paneles solares utiliza una fuente de energía inagotable y amigable con el medio ambiente: la luz solar. Esto reduce la dependencia de combustibles fósiles y disminuye las emisiones de gases de efecto invernadero, contribuyendo a la lucha contra el cambio climático.
  • Ahorro a largo plazo: Las facturas de luz serán hasta 70% más bajas de lo usual y los paneles solares suelen tener una vida útil de al menos 25 años.
  • Bajo Mantenimiento: Este sistema requiere un mantenimiento mínimo y tiene una vida útil prolongada, lo que lo convierte en una inversión duradera.
  • Independencia Energética: Al generar tu propia energía térmica a partir del sol, te vuelves menos vulnerable a los aumentos de precios de los combustibles.
  • Aumento del valor de la propiedad: La instalación de un sistema de paneles solares fotovoltaicos puede aumentar el valor de tu propiedad, haciéndola más atractiva para compradores potenciales.

Existen varios tipos de instalaciones diseñados para adaptarse a las necesidades específicas de cada hogar y las condiciones climáticas locales. A continuación, nombraremos los diferentes sistemas de calefacción con placas solares disponibles:

Sistema de Calefacción con Energía Solar y Agua Caliente:

Este es el sistema más común y sencillo, que implica la instalación de paneles fotovoltaicos en el techo o en una estructura cercana. Estos paneles capturan la energía solar térmica y la utilizan para calentar agua que se almacena en un depósito, la cual luego se distribuye a través de tuberías conectadas a radiadores o al sistema de suelo radiante.

Sistema de Calefacción con Placas Solares y Aire Caliente:

Este enfoque utiliza el aire como medio para transportar el calor. Los paneles solares fotovoltaicos calientan el aire a medida que circula a través de conductos, y este aire caliente se distribuye a través de radiadores o rejillas de ventilación para calentar la casa.

Sistema Combinado Solar y de Gas:

En este sistema, la energía solar se combina con una caldera de gas. Las placas fotovoltaicas térmicas calientan el agua almacenada en un depósito, y cuando no hay suficiente energía solar disponible, entra en funcionamiento la caldera de gas para mantener el suministro de calor.

Sistema Combinado Solar y de Bomba de Calor:

Similar al sistema de gas, este enfoque combina la energía solar con una bomba de calor. Los paneles solares calientan el agua en el depósito, y si la energía solar no es suficiente, la bomba de calor se activa para proporcionar calor adicional.

Sistema de Calefacción con Placas Solares y Suelo Radiante:

Este sistema utiliza el suelo como medio de transporte del calor. Los paneles solares térmicos calientan el agua almacenada en un depósito, y esta agua caliente se distribuye a través de tuberías instaladas en el suelo de la casa. El suelo radiante se calienta y proporciona calor de manera uniforme en toda la vivienda.

En resumen, la calefacción con placas solares ofrece una amplia gama de opciones para satisfacer las necesidades individuales de cada hogar. Al aprovechar la energía solar, no solo contribuyes a reducir tu impacto ambiental, sino que también disfrutas de un sistema de calefacción sostenible y rentable a largo plazo. La elección del sistema adecuado dependerá de factores como tu ubicación geográfica, el clima local y las necesidades de calefacción específicas de tu hogar.

Si quieres conocer más sobre las ventajas y desventajas de los paneles solares te dejamos aquí más información para que puedas considerar esta alternativa respetuosa con el medio ambiente para calentar tu hogar y marcar la diferencia en la protección de nuestro entorno. ¡Tu casa y el planeta te lo agradecerán!

Si quieres ahorrar en tu factura de luz y pasarte al autoconsumo, ¡Contacta con nosotros! Desde Solfy nos encargamos de todas las gestiones.

Solicita tu estudio solar