Skip to main content

Alrededor del 50% del consumo de la factura de la luz es consecuencia del gasto que hacen los electrodomésticos. Y es por esta razón, por lo que hay que tener muy en cuenta qué etiqueta de eficiencia energética tienen los electrodomésticos que se adquieren.

 

¿Qué es la etiqueta energética?

 

La etiqueta de eficiencia energética en los electrodomésticos es una pegatina, obligatoria en toda Europa, que está incorporada en cada aparato y que permite que los consumidores puedan entender cuál es el consumo de energía que tienen cada uno de ellos y así poder escoger el que mejor se adapte a sus necesidades.

Te interesa: ¿Qué electrodomésticos consumen más en un hogar?

Pese a que desde el año 1994 ya se empezó a utilizar la clasificación por etiquetas de eficiencia energética, con los años se ha ido mejorando y ampliando, hasta marzo de 2021 que fue cuando se hizo la última modificación.

 

¿Cuáles son los objetivos de las etiquetas de eficiencia energética?

 

Los principales objetivos de la clasificación de etiquetas de eficiencia energética en electrodomésticos son:

 

–       Que los consumidores puedan comparar productos con características similares en función de su eficiencia energética

–       Que los consumidores puedan escoger los electrodomésticos que menos consumen, entre la variedad existente, manteniendo las mismas prestaciones

–       Que los consumidores puedan hacer compras que les permitan ahorrar dinero a corto, medio y largo plazo

–       Que los fabricantes deben introducir mejoras en sus electrodomésticos para reducir las emisiones de CO2 y fomentar el ahorro de energía.

 

¿Cuál es la clasificación actual?

 

Con la última modificación de la etiqueta de eficiencia energética en electrodomésticos se pretende que los consumidores puedan llevar a cabo una lectura mucho más clara y sencilla.

Se clasifica en 7 categorías que van desde la letra A a la letra G, siendo la A la más eficiente y la G la menos.

 

–       A: es de color verde oscuro y hace referencia a los electrodomésticos que cuentan con la más elevada eficiencia energética. Anteriormente no existía esta clasificación.

–       B: es de color verde y es la anterior A+++

–       C: es de color verde claro, anteriormente era la A++

–       D: de color amarillo y se corresponde con la A+ antigua

–       E: de color naranja y antes se conocía con la A

–       F: es de color naranja intenso y se corresponde con el grupo que anteriormente era el B

–       G: es de color rojo y se corresponden a los que antes eran del grupo D. En ella se engloban todos los electrodomésticos con menor eficiencia energética.

 

¿Qué información debe contener la etiqueta energética?

 

La etiqueta de eficiencia energética en electrodomésticos está regulada por la Unión Europea y debe contener, obligatoriamente, la siguiente información:

 

–       Nombre del fabricante

–       Marca y modelo del electrodoméstico

–       Clasificación de eficiencia energética (A,B,C,D,E,F,G)

–       QR que derive a la base de datos asociada a la Unión Europea

–       Pictogramas en los que se describa la información del producto.

 

En las etiquetas energéticas de los frigoríficos debe contener, además, la capacidad de refrigeración en litros, la capacidad del congelador, también en litros, y el nivel de ruido que hace en decibelios.

Para las lavadoras, debe incluir también la carga máxima en el programa eco, la duración del programa eco, el consumo de agua, en litros, por cada ciclo, la eficiencia del centrifugado y el nivel de ruido en decibelios.

En la etiqueta energética de los lavavajillas se deberá poder leer, también, el consumo de energía del programa eco, en kWh, la capacidad en el programa eco, el consumo de agua en el programa eco, la duración de dicho programa y el nivel de ruidos en decibelios.

Y, para las etiquetas energéticas de los aires acondicionados, también debe estar incluido el consumo anual energético según la zona geográfica, la potencia refrigerante, la potencia calorífica, la eficiencia energética del aire acondicionado en frío y en calor.

Para las pantallas y monitores, tiene que estar incluido en la etiqueta el consumo de energía en modo encendido, la diagonal de la pantalla en centímetros y pulgadas y la resolución horizontal y vertical en píxeles.

Solfy
Últimas entradas de Solfy (ver todo)
Solicita tu estudio solar